Mete los rayos del sol en tu ducha

 

El baño no estaba mal en realidad, un poco mal aprovechado a nivel de espacios eso si, generaba caos visual. Y esas mamparas que hacen de la ducha un búnker, que empequeñecen y hacen mas oscuro el baño.

Pero llego el momento de demostrar lo bonito que es vivir, de abrazar a los rayos del sol, de sentirte vivo.  El blanco puro de las paredes, con un sutil juego de texturas delimitando el lavamanos. Un ducha continua de punta a punta, con una cómodo acceso y una escalera/estantería que súper mola. La ducha nos envuelve con un cálido mosaico, justo en el punto donde un lucernario nos recuerda que lo mas bonito del diseño es dar paso a la madre naturaleza.

Pin It on Pinterest

Share This

Comparte